Saltar al contenido

Desde el Cielo

El silencio del parque,
los niños hace tiempo que se han ido,
porque ya es demasiado tarde,
porque la oscuridad ha abierto sus alas.

Oscura soledad de los columpios que chirrían,
que se mecen con el viento,
de los toboganes vacíos,
de los corazones abandonados por el tiempo.

Los bancos permanecen inmóviles,
esperando a que el día llegue,
agazapados entre la oscuridad que parece eterna,
escondidos bajo los árboles, mientras llueve.

Tú, en silencio observas,
tú, has decidido recordar,
con las manos en los bolsillos y paralizada por el frío,
recuerdas un pasado no muy lejano,
sentada sobre un columpio mojado.

El tiempo resvala entre tus dedos,
como el agua, como el aire,
y ya no pretendes retenerlo entre tus manos,
prefieres que corra hacia delante,
como hace tiempo, como hizo siempre.

En la profundidad de tus ojos desaparece el mundo,
los bancos, los árboles, el parque,
y en el silencio de esta noche
simplemente sonríes,
simplemente inspiras y exhalas,
mientras el sueño acaba,
mientras todos los recuerdos caen suavemente desde el cielo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: